¿Por qué las pandemias son un riesgo para mi empresa?

Por María Camila Arévalo J., el 01 de abril, 2020

h_Por_que_pandemias_riesgo_empresa

Esta no es la primera vez que surge una pandemia en el mundo, y una vez más no le dio tiempo a las naciones de prepararse para afrontar esta problemática, y mucho menos prevenir que ninguno de sus ciudadanos resultara contagiado o que el virus no entrara al país. 

Sin embargo, hay que tener en cuenta que todas las pandemias que han surgido a lo largo de la historia han generado grandes problemas sociales, económicos, y si a eso le sumamos la cantidad de muertes provocadas, lo que ocasiona que se tenga un panorama incierto y desalentador. 

El riesgo de repetir la historia de sufrir una pandemia era claro, si tenemos en cuenta las condiciones climáticas a las que nos estamos enfrentado y las condiciones que se presentan en algunas zonas de Asia y África. También se debe a los cambios que se han presentado en la epidemiología de la enfermedad de los seres humanos y en animales. 

Por otro lado, también es demasiado importante que el sector empresarial se comience a adaptar a este tipo de riesgos. 

Contar con planes de continuidad de negocio da la posibilidad a las organizaciones de que puedan minimizar las pérdidas económicas y sociales, permitiendo que puedan restablecer sus operaciones de manera eficaz. 

¿Cómo impacta a la organización?

Lo hace de manera directa ya que los empleados, proveedores, prestadores de servicio, clientes, entre otros están en riesgo de contraer el virus, lo que lleva a que la operación se vea limitada. Por otro lado, como lo estamos viviendo actualmente, en muchos países han decretado la cuarentena obligatoria y esto ha llevado a que las actividades se realicen a través de la modalidad de teletrabajo o que se hayan tenido que suspender. 

 De igual manera se debe tener en cuenta lo siguiente: 

  • Las pandemias se comportan de una manera impredecible en cuanto a mortalidad,
    gravedad de la enfermedad y patrón de diseminación, es decir la forma en que la enfermedad se va a distribuir entre la población a lo largo del tiempo.
  • El nuevo virus tenderá a producir varias ondas (período durante el cual ocurren los
    brotes a través del país). Los grupos de edad y áreas no afectados en la primera
    pueden ser los más vulnerables en las posteriores. Cada onda puede durar de 2 a 3
    meses y, a diferencia de la gripe estacional, el momento del año en el que aparecen
    no se puede predecir.
  • La susceptibilidad de la población al virus pandémico de la gripe será universal. La
    gran mayoría de la población podrá enfermar.
  • Los grupos de riesgo para una enfermedad grave, con una mayor mortalidad, no se
    pueden predecir con certeza. Puede producir enfermedad grave en grupos no tradicionalmente afectados por la gripe común (p. ej. en adultos jóvenes).
  • Se estima que, durante la pandemia, hasta un 30% de la población total podría enfermar. La proporción de afectados podría ser más alta entre los niños en edad escolar. La proporción de adultos trabajadores enfermos, durante determinadas fases de
    la pandemia, podría ser muy elevada lo que conllevaría una importante reducción de
    los trabajadores en activo.
  • Los casos se pueden producir de manera muy rápida y aumentar exponencialmente en muy poco tiempo (semanas).

Tomado de: Plan de continuidad de las empresas frente a emergencias de pandemia de gripe. 

¿Cómo prepararse? 

Aunque es imposible predecir que este tipo de situaciones puedan ocurrir, las compañías si deben considerarlo dentro de sus sistemas de gestión de riesgos, por medio de un plan de continuidad de negocio, el cual le permitirá definir cómo se debe actuar en caso de que se llegue a presentar una pandemia.

Pero, ¿realmente las empresas saben como actuar frente a esta crisis? Los gestores de riesgo deben plantearse lo siguiente: 

  1. ¿Contamos con un plan de continuidad de negocio?
  2. ¿Se le han realizado pruebas?
  3. ¿He considerado el riesgo de pandemia y de qué manera este afectaría mi negocio?
  4. ¿Tengo claro quienes serán los responsables de poner en marcha el plan?
  5. ¿Tenemos claro los recursos que se necesitan para llevar a cabo el plan de continuidad de negocio?
  6. ¿La organización está preparada para afrontar una crisis de pandemia?
  7. ¿Tengo claro cuáles son los seguros que me cubren frente a este riesgo?

Descargue la guía gratuita para gestionar un plan de continuidad de negocio, según la ISO 22301

Temas:Continuidad de negocioCOVID-19Pandemia

Comentarios