3 técnicas sencillas para identificar el riesgo

Por Deicy Pareja, el 24 de mayo, 2019

h_tecnicas_para_identificar_el_riesgo

Ninguna empresa, por consolidada que sea, está exenta del riesgo, al contrario, entre más grande y más operaciones tenga, la exposición es mayor. Por ello  es tan importante identificar esas amenazas que podrían traer pérdidas por fallas en los procesos, la tecnología, la infraestructura, un error humano o por eventos externos.

Erika Benítez, experta en Gestión del Riesgo de Cero, dice que un método de análisis es tener técnicas para evaluar el riesgo de un proceso o proyecto.“Los métodos ayudan a tomar decisiones que permiten implementar medidas de prevención para evitar peligros potenciales o reducir su impacto”, resalta. Lee: La miopía de algunas empresas ante la gestión de riesgos

La experta cuenta que no existe una metodología única para gestionar los riesgos, pero recomienda combinar las técnicas, según el tipo de negocio, proceso o proyecto. En este artículo se explican tres métodos básicos para identificar los riesgos:

1. What if: ¿Qué pasaría sí?

Muchas personas no sabrían por dónde empezar para identificar los riesgos de su compañía, por ello una forma sencilla es preguntarse qué pasaría si…? Por ejemplo, qué pasaría si este mes sube el dólar, qué pasaría si hay un alud de tierra donde estoy ubicado, qué pasaría si se daña la maquinaria, qué pasaría si falla un proceso interno o si hay una interrupción de energía.

Esta es una metodología sencilla y fácil de entender para cualquier gestor de riesgos. Usualmente, se utiliza en la etapa de identificación, pero después puede complementarse con análisis más profundos para llegar a las causas, a través de otras técnicas adicionales.

Qué pasaría si… consiste en programar reuniones con colaboradores y sirve para hacer una lluvia de ideas con estas preguntas que ayudan a visibilizar las amenazas y a hacer una revisión exhaustiva de categoría de riesgos.

2. Análisis Preliminar de Riesgos (APR)

Esta metodología se utiliza para identificar posibles riesgos cuando el proyecto apenas está comenzando. El primer paso en el análisis preliminar de riesgo es identificar todas las actividades que forman parte de un proyecto o proceso, intentando reconocer los posibles problemas que se pueden enfrentar en cada fase. Lee: 5 pasos para hacer un mapa de riesgos

Por ello, dividimos el proyecto por etapas, así tenemos una mirada más amplia de todos los posibles impactos que podría traer un determinado riesgo, desde los menos perjudiciales, hasta los más catastróficos.

En esta metodología, incorporamos diferente información como descripción del riesgo, posibles causas, consecuencias e impactos para tomar cartas en el asunto .

Con estos datos se llena la tabla de registro:

  • Se describen los riesgos que se identifican
  • Se describen las posibles causas
  • Se describen las consecuencias
  • Se sitúan las categorías de riesgo, combinando la frecuencia y el impacto (la gravedad) de los riesgos para priorizarlos.

Cuando tenemos combinación de esta clasificación (causas, frecuencia, consecuencias ,impacto), sabemos cuándo un riesgo es más probable y más grave que otro para priorizarlos en el plan de gestión.

Con estos criterios los riesgos se clasifican en:

  • Menores   
  • Moderados
  • Serios
  • Catastróficos

Para llevar a cabo esa priorización, es conveniente utilizar una matriz de riesgo.

3.  Cinco porqués 

El objetivo de esta técnica es llegar al fondo de los riesgos, es decir, a la causa raíz de un problema específico, descartando las respuestas más inmediatas y superficiales.

Así como los niños preguntan sobre el por qué de asuntos aleatorios, este método de análisis de riesgo es una indagación que consiste en formular preguntas iterativas sobre un problema determinado.

Esta metodología de riesgo debe desarrollarse en grupo. En primer lugar se plantea el problema,después se pasa a la formulación de preguntas y finalmente, a partir de las respuestas, se encuentra la causa raíz.

Contrario a lo que indica el nombre de la técnica, no necesariamente se restringe al análisis de cinco preguntas. La cantidad estará determinada por la complejidad del problema que se pretende abordar.

Ejemplo

  • Problema:  Los clientes se quejan sobre ¿por qué las entregas no se hacen a tiempo?
  • ¿Por qué no se están haciendo a tiempo? porque la mercancía está retenida en bodega,
  • ¿Por qué la mercancía está retenida en bodega? porque los camiones están tardando en salir
  • ¿Por qué están tardando en salir? porque el trabajador está demorado.
  • ¿Por qué el trabajador se demora tanto? porque una sola persona tiene que cargar muchos camiones al mismo tiempo.
  • ¿Por qué un trabajador tiene que cargar todos los camiones? porque faltan ayudantes en bodega.
Tras describir las técnicas, la experta explica los beneficios de identificar los riesgos. Entre ellos, aumenta la probabilidad de alcanzar los objetivos; fomenta la gestión proactiva;

ayuda a cumplir con los requisitos legales y con las normas internacionales; mejora la presentación de informes obligatorios y voluntarios; así como el gobierno corporativo y los controles internos, este último muy útil para detectar pérdidas y adelantarse a las soluciones.

Gestionar los riesgos también ayuda a establecer una base confiable para la toma de decisiones y la planificación; mejora la eficiencia y la eficacia corporativa; incrementa el desempeño de la salud y la seguridad; así como la protección ambiental; mejorar la prevención de pérdidas, la gestión de incidentes y el aprendizaje organizacional.

Nueva llamada a la acción
Temas:Gestion de RiesgoGobierno, Riesgo y Cumplimiento (GRC)

Comentarios